VOTANTE DE PODEMOS

Gente de buena intención. Eso creo.
De la historia de España sabe poco,
y además se muestra bastante loco
para votarle a un partido tan feo.

El voto a Podemos, por lo que veo,
fue un miedo real, pues venía el coco.
El PP y el PSOE daban ya sofoco
y se votó a Podemos por cabreo.

Estábamos hartos de unos partidos
tiranizados por unos bribones
que además de traidores y ladrones,

eran cobardes y estaban podridos.
Pero Podemos, la sangre nos hiela
pues quiere hacernos como en Venezuela.

 

 

 

Esta entrada fue publicada en Mis sonetos. Guarda el enlace permanente.